Gastón Fernández con Ciudad Vóley ya están en la final

Ciudad Vóley volvió a vencer a Obras de San Juan y por primera vez en su historia es finalista de la Liga de Vóleibol Argentina. El éxito de Muni, que no pudo cerrarlo en el tercer set y estuvo a punto de ceder el cuarto, se consumó con números de 3-1 (25-22, 25-17, 25-27, 25-23). El pampeano Gastón Fernández fue parte de la victoria

El segundo cruce de esta semi arrancó con alto vuelo, con ambos opuestos a la cabeza de los números. Agustín Bruschini, con una vendida y un bloqueo, trató de romper el cerrojo en 13-10, pero Obras no se resignó y se mantuvo cerca por 16-14. En la recta final, una valiosa contra de Bonacic apuntaló el mando de Ciudad (21-17) y, aunque Bucciarelli esbozó una remontada con dos aces al hilo, rotó Bruschini, acompañó Melgarejo y el set fue porteño por 25-22.

La trama inicial no cambió en el segundo acto, con Ciudad destrabando el juego desde el bloqueo en la parte media: primero Bruschini y luego Arquez, ambos por la misma zona, se turnaron para generar el 12-9. Obras, también en forma idéntica al capítulo anterior, no dejó de luchar, pero no la pasó bien en ataque y eso fortaleció a su rival. Muni, además, fue todo lo contrario en la ofensiva, con Melgarejo y Bruschini de nuevo presentes a la hora de la verdad. El opuesto fue quien anotó los dos tantos finales del 25-17.

Era ahora o nunca para Obras y así lo entendió el equipo, que con el saque de Medina (4-1) empezó a construir su vuelta al partido. Ante las respuestas de Ciudad, el conjunto sanjuanino no perdió el pulso y se reagrupó a 11-8 para no volver a mirar atrás. Nielson con potencia y Núñez usando las manos rivales fueron los que tomaron la posta para que Obras llegara arriba al último tramo (22-20) y, aun cuando Ciudad se las arregló para tener match ball con su firme bloqueo, por ahí replicó Medina y luego Bucciarelli materializó el descuento en 27-25.

Obras ganó confianza y siguió reencontrándose con su juego en el cuarto segmento, mientras que Ciudad acusó el golpe y cometió errores que derivaron en un 11-6 cuyano. El trío Medina-Nielson-Núñez estiró su buena labor para no darle chance de reacción a su adversario (17-13) y Nielson además sumó una pelota muy caliente en 21-17, pero todavía quedaba un giro en la historia. Obras estuvo 23-20, pero Ciudad encadenó cinco puntos para lo inesperado: bloqueó Soria, Bruschini estuvo infalible en la contra y el saque de Bonacic, crucial en la arremetida, lo liquidó por 25-23.

PRENSA ACLAV

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *